El círculo de la mariposa

Su protagonista, Nick Vujicic, es un hombre que nació sin extremidades. En “El círculo de la mariposa” (en apenas veinte minutos) se hace tributo al valor de superarse a sí mismo y a la evidencia de que esta superación, más que física, es una superación de nuestros propios límites: de nuestros miedos, de nuestros complejos, de nuestros resentimientos, de lo que nos enseñaron a creer que no éramos capaces de lograr y que así asumimos y creimos como algo cierto.

Frente a la fascinación primaria que despierta la imperfección, la debilidad, la grosería y  la mezquindad, en el circo de El Círculo de la mariposa se rinde tributo a la perfección que nace de superar nuestros  límites, nuestros fracasos; en especial, el sentimiento destructivo que surge al enjuiciar como tales los reveses con que a veces la vida nos anima a superarnos para tomar conciencia de los talentos y valores que yacen en nuestro interior a la espera de ser brindados a la Vida.

Este hombre, al que “parece que Dios le dio la espalda”, es un vivo ejemplo de que:

“Cuanto más dura es la prueba, más glorioso es el triunfo”

Sombras y Luces en Urgencias del Hospital Universitario de Canarias

Aunque no formó parte de mi deseo incluir en este blog aspectos de mi vida personal, quiero hacer una excepción con una vivencia que tuve el pasado lunes; casualmente, entre otras casualidades poco gratas, el día en que cayó sobre la isla una descomunal tromba de agua.

Alguien muy cercano a mí tuvo que ser atendido en Urgencias del Hospital Universitario de Canarias, el más importante de Tenerife; donde suelen dirigirse todas las familias para tener la certeza de que se hace por sus seres queridos todo lo posible.

Pero eso día, además, contó con que al siguiente era festivo –día de la Patrona de Canarias- por lo que el personal del Hospital supuestamente se redujo de forma considerable. Seguir leyendo