La experiencia de existir sin miedo

Compartimos esta charla entre Cesar de Morey y Sergi Torres, centrada en la experiencia de existir sin miedo a vivir. La esencia de este enfoque parece radicar en realizar un cambio de actitud, abriéndonos a abrazar nuestros miedos, dándonos permiso para experimentarlos paulatinamente, con coraje pero también con paciencia y compasión. Esa apertura a la experimentación del miedo acaba por restar fuerza al peor de los miedos: el miedo al miedo.

Al comenzar a abrazar nuestros miedos, conseguimos disolver poco a poco la disociación existente entre nuestra mente y la experiencia directa de vida. Se mantiene activo en nosotros el miedo biológico –mecanismo de supervivencia inherente en todo ser vivo-, pero vamos despojándonos de la tendencia a fijar nuestra atención -y así alimentar- un miedo psicológico. Ese miedo lo genera la identidad construida a través de los pensamientos que vienen a nuestra conciencia. (Es el “hombre idea” que señala Antonio Blay: la imagen mental que tengo de mí.) Ese yo personal olvida el Yo impersonal. Y en ese olvido desterramos de nuestra consciencia el hecho de que la felicidad que buscamos es un estado impersonal, transpersonal; y lo que es aún peor: en esa búsqueda errada generamos su contrario, la sensación de infelicidad.

Muchas relaciones de pareja se basan en la exigencia del sacrificio de la felicidad del otro como prueba de su lealtad; sacrificio del otro que creemos necesario para nuestra propia felicidad. Pero, ¿cómo puedo exigir amor si no respeto la libertad del otro? Y más importante aún: ¿cómo puedo pretender ser feliz exigiendo la felicidad en el otro, si no sé ser feliz por mí mismo? El “amor” se convierte así en un triste eufemismo de represión y chantaje, en vez de ser  fruto de la libertad y respeto. Ser consciente de estos mecanismos de autoengaño y sabotaje –ver esta realidad con honestidad-, nos permite ir poco a poco debilitando estos patrones viciados de comportamiento. Sigue leyendo

Anuncios

La Felicidad está Aquí

2018-02-13_19-02-03

Recientemente hemos descubierto el trabajo de Francisco Javier Olea, “diseñador gráfico por profesión e ilustrador y pintor por vocación”. Según sus palabras, “Hay algo que amo y algo que odio: Amo dibujar; lo hago desde que tengo conciencia. Y odio hablar de mí, así es que hasta aquí no más llego. Saludos, vuelvan cuando quieran y pasen por mi web www.franciscojavierolea.com”.

Pues lo dicho: quien guste descubrir su trabajo, puede pinchar ese enlace o la imagen de entrada para acceder a su página oficial. En cuanto a esta obra que sirve de introducción a su trabajo, podemos extraer distintas interpretaciones. En nuestro caso, apreciamos el mimo con que el personaje cuida a ese corazón latente hasta el más mínimo detalle que permite la lupa de su atención. En una secuencia imaginaria, quién sabe si volcándonos en el amor al Amor (simbolizado en ese corazón que el personaje trata de reparar) no resultaría que al final el reparador desapareciera en ese Amor que también Es; y finalmente, pleno en ese Amor, todo en su vida -lo externo e interno, los otros y yo, mi persona y el mundo-, acabaran deviniendo en lo que quizás siempre hemos sido, cual Uno, Aquí, Ahora mismo: la máxima paradoja del Amor, pleno y vacío.

En cualquier caso, al margen de nuestras interpretaciones imaginarias, algo es evidente: si nos ocupamos de nuestro corazón, -del físico y especialmente del sentir puro de nuestra plenitud interior-, no habremos empleado mal nuestro tiempo. Quien sabe incluso si la Vida, agradecida y juguetona, nos hará un guiño de complicidad antes de brindarnos la dicha eterna de la felicidad, disfrazada bajo la forma sencilla y ordinaria de los pequeños actos de nuestros días.

Feliz día del Amor, momento a momento a momento, en la eternidad : )

 

El chaman y el sanador, por Claudio Naranjo

chaman_wallpaper_by_flink_design-d57yorr.png

“Los chamanes y sanadores son personas heridas que aprenden a curarse a sí mismas; y al aprender a recuperar su salud adquieren la capacidad de curar a otros. Es un proceso espontáneo y natural.

La vocación de ser chamán es muy parecida a la vocación de enfermarse, pues tiene que ver con la vocación del descontento, de no conformarse con lo que otros se conforman.

Un chamán es alguien que siente demasiado sus heridas.

Todos nacemos heridos, por el impacto de nacer al mundo.

La mayor parte de la gente se adapta, pero el chamán es el extremo contrario: tiene demasiado contacto con su experiencia.

Y ese descontento lo lleva a que no le queda otra opción que arreglarse el alma, encontrando en ese camino cosas que otros no encuentran.”

Claudio Naranjo.

SoloFlora

En este breve video se nos ofrece una perspectiva cronológica del desarrollo artístico de SoloFlora. Al recorrer sus creaciones desde 2011, podremos apreciar, junto a su progresivo dominio de la técnica, el florecimiento de una singularidad expresiva única.

Como titula en su blog artístico, SoloFlora escribe con sus pinceles “versos sin palabras”: sentidas composiciones de sombras, formas y colores que nos muestran retazos de su vida en la luz íntima de su mirada.

Puede conocer con mayor profundidad su obra y mantenerse al día de sus próximas creaciones, en su blog:

http://arteenesencia.blogspot.com.es/

¡Gracias a WordPress.com!

POWERPNT_2018-02-02_12-43-07

Queremos agradecer a WordPress.com habernos permitido recuperar este blog, así como nuestro blog asociado, “El placer del instante”. Por lazos del destino perdimos la dirección de correo electrónico con la que este espacio fue creado, y tras varios intentos infructuosos durante el pasado año, optamos por contactar directamente con WordPress.com.

Como afirman, su política de protección de los blogs que confían en su página es extremadamente exigente; un posicionamiento que cada vez se hace más necesario, ante la posibilidad de hackear o suplantar identidades y apropiarse de blogs ajenos.  Sin embargo, su firmeza en proteger a sus clientes no va pareja con un trato “duro” o distante. Muy al contrario, su disposición y amabilidad ha sido a lo largo de nuestro cruce de correos en estas semanas, excelente. Finalmente, tras varias aportaciones personales para verificarles mi identidad como autor de este blog, hemos podido acceder a su contenido y tomar el timón  en un periodo que parece augurar la presencia de nuevos contenidos.

WordPress.com ha hecho posible que este espacio cobre de  nuevo vida.  Un “like” agradecido por su eficacia, disposición y trato.

“Samadhi”, la película

Desde un enfoque adaptado a la modernidad de nuestro tiempo, su mensaje intemporal nos plantea la pregunta que ha originado el deseo más primario de la humanidad: saber qué somos.

“¿Quién soy?” nos conduce desde las percepciones y razonamientos hasta más allá del pensamiento; o mejor dicho, hacia antes de su formación. Finalmente, la atención se centra en ese espacio vacío y sin límites en el que transcurre la experiencia íntima de cada uno -en cuanto individuo que creemos ser-, y la vida y el entorno que creemos nos rodea. Realizar el “Samadhi” significa despertar/avivar/expandir nuestra atención más allá, más cerca, -antes- del pensamiento errado de creerse una “persona”; esto es, un ser humano, aislado e independiente, que piensa e interactúa con el mundo hasta su muerte, gracias a su cuerpo y a su mente.

La experiencia más allá, más cerca, antes del pensamiento inicial que recrea en cada ser la matriz que conforma nuestra realidad aceptada del mundo físico y material, constituye el albor del establecimiento del Samadhi: el estado Real de la Conciencia, del Ser, de “Dios”. “Lo” inefable, por cuanto es el Espacio -Único, Consciente y Vacío-, en que cada ser vivo es consciente de que es -de que existe- mientras transcurre la experiencia de su vida. Tomar Consciencia de la Unicidad del Espacio que “sostiene” el flujo fenoménico de la Vida (la manifestación física de Toda la Existencia) exige dejar atrás la idea de ser una identidad propia y separada. Sólo así podemos desvelarnos en el Ser: en el Vacío con potencial Absoluto de Lo que Es, cual Uno en su Totalidad, momento a momento.

Como advertía el misticismo medieval: “Es el Misterio de los misterios”… El Misterio que habita en toda la existencia y en todos nosotros. No hay que temerLo, ni temer perderLo; ni a Su juicio, ni a ser lo suficiente bueno o justo para obtenerLo: La Maravilla que ya Somos espera nuestro despertar por toda la eternidad 🙂 Es lo que Somos justo en este instante. Es lo que Es. Ahora. Siempre. En Absoluta Plenitud. En Infinita Inteligencia. En Amoroso Vacío. Momento a Momento.

“Samadhi es despertar de la identificación con la prisión a la cual llamo -yo-“,  se afirma en el video. Samadhi es un instante de eternidad consciente Absoluta, y un retorno dichoso a este juego de luces y formas, de vidas y muertes, de goces y horrores, de mentiras y creencias; de la idea juguetona, tortuosa y fantasmagórica a la que hemos consagrado nuestra existencia y civilización: la idea que piensa ser un “yo” fisico y mental, aislado en su universo personal, destinado tras nacer, a morir.

Algunas capturas de este interesante documental.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

POWERPNT_2017-03-25_11-32-04

Josep Goebbels, cerebro de la ideología nazi, sentó las bases de la propaganda en el comercio y en los gobiernos. Sin duda, a excepción del “Tercer Reich”, su cargo de entonces es un ejemplo del enfoque actual de la acción de los gobiernos y los grupos ideológicos terroristas: “Ministro para la Ilustración Pública y Propaganda del Tercer Reich”. “Ilustración pública y propaganda”, eufemismos de “manipulación y apariencias”. Edward Bernays, sobrino de Sigmund Freud, padre de la publicidad -como ciencia para manipular conductas activando miedos y deseos-, confesó que ante el riesgo de que emplear el término “propaganda” –asociado entonces aún muy estrechamente al periodo ideológico nazi-, se inventó el término “relaciones públicas”; curioso eufemismo que a día de hoy inunda los gobiernos, las empresas, las instituciones y las redes sociales.

La propaganda como tal, trata del conocimiento del “hombre inmutable”, de sus resortes psicológicos y emotivos; pero lamentablemente encaminados a su domesticación inconsciente más que a su desarrollo humano. Por supuesto, esa inconsciencia no puede lograrse por medio de la fuerza o de las armas. Ha de lograrse fomentando un falso sentido de felicidad a través del disfrute de los objetos (publicidad comercial) y un sentido ilusorio de la identidad centrado en la apariencia física y en su plenitud, entendida ésta como el disfrute del mayor número de experiencias gratificantes emocionales individuales posibles. Este sometimiento de la libertad y la voluntad del individuo en la vanagloria de su ombligo, termina perpetuándose manteniendo siempre viva la amenaza potencial del terror en su medio ambiente social. Si a este miedo que nos aísla del otro, unimos un estado de estrés e indignación, tan constante, que forma ya parte de nuestro neurótico estado de “normalidad”, las posibilidades de ser manipulados se vuelven bastante evidentes.

Internet, como herramienta de difusión del terror a escala global, supone un antes y un después en este sentido de la manipulación de individuos, sociedades y naciones. Los terroristas, gobiernos y medios seguirán usando la Red como una excelente vía comercial, y especialmente para difundir sus estrategias, marcadas por esta poderosa y temible ciencia de la Propaganda. Entre estas estrategias está el conocimiento del instinto de empatía humana, que nos mueve a difundir nuestro rechazo y participar al mismo tiempo -como involuntarios engranajes- en sus campañas divulgadoras del horror. Así, junto a nuestra honesta queja, participamos sin ser conscientes en el germen de esas acciones macabras, cuyo fin es que acabemos entregando voluntariamente nuestras libertades esenciales. Una locura.

El problema que se encuentran actualmente los gobiernos y sufren las sociedades, es que en esta guerra de poderes que engloba el terrorismo y su lucha, ya no son necesarios los ejércitos sino cualquier humano manipulado para el sacrificio. Por eso necesitamos unirnos y utilizar para el desarrollo humano esta bomba atómica de la propaganda que es Internet, pues parece va a ser aquí donde se libren las batallas que sometan o liberen a los pueblos.

En vez de estar en contra de la violencia, mostrándola y participando en difundirla –y con ella el mensaje que se busca: TERROR-, difundamos en lo que estamos a favor. Que nuestra lucha y acción sea a favor de la paz y la libertad de este mundo de pueblos y naciones que sí o sí está abocado al entendimiento. Las fronteras geopolíticas e ideológicas, como lo prejuicios, son nuestros verdaderos yugos -y son imaginarios-. No hay sino que mirar la Tierra desde la Luna para ver claramente lo hermosa y única que es nuestra realidad. Somos Un@

 #WeAreNotAfraid  #NoTenemosMiedo #WeWantPeace&Freedom  #QueremosPazyLibertad

https://es.wikipedia.org/wiki/Anexo:Atentados_terroristas_en_2017